LIGA

LA CRONICA: MALAGA 1-1 REAL MADRID.

Zidane afrontaba en la Rosaleda otro partido clave fuera de casa que siguiera permitiendo el poder seguir optando al título liguero o cuanto menos meter presión a sus rivales en la lucha por el título y lo hacia ante un buen rival y fuera de casa en lo que hasta la fecha y en la competición domestica es el talón de aquiles de los chicos que entrena Zidane.. Contra un Rival que asentado en la mitad de la tabla clasificatoria, y que salia con muchas ganas de complicar la vida a los jugadores blancos y valla si lo hizo, en buena parte por merito de ellos pero en buena parte por desmerito de los nuestros que por momentos parecía que jugaban con el freno de mano echado, y sin esas ganas y esa intensidad que como mínimo son exigibles siempre a nuestros jugadores..

Los primeros cuarenta y cinco minutos fueron muy intensos , con ocasiones, penaltis y mucho ritmo por parte de los dos equipos. La ausencia de Benzema propició que Isco comenzase como falso nueve acompañado en los flancos por Jesé (que ayer cumplía su partido 50 en liga) y Cristiano Ronaldo.

El conjunto malaguista comenzó con una presión muy alta que complicó la salida de balón desde atrás de los blancos. Fruto de esta intensidad surgió un uno contra uno de Juanpi ante Keylor que desaprovechó el jugador malacitano con un disparo muy flojo que Navas atrapó sin problemas.

El Madrid no estaba llegando con demasiada claridad, era Isco el que más lo intentaba desde los costados buscando constantemente a sus compañeros dentro del área. El Málaga tuvo otra gran oportunidad, esta vez en las botas de Horta que solo ante el guardameta blanco mandó el balón al lateral de la red.

Cuando mejor lo hacia el Malaga y aparentaba mayor sensación de peligro apareció Cristiano abrió el marcador gracias a un testarazo dentro del área tras una falta botada desde la derecha. La posición del portugués era más que dudosa pero el gol subió igualmente al marcador.

Un minuto después Cristiano pudo cerrar el encuentro desde los once metros tras ser derribado por Weligton, pero Kameni adivinó la intención del portugués y evitó el segundo tanto. La reacción del Málaga fue inmediata, y primero Keylor, y después Ramos evitaron el que podía haber sido el empate de Cop.

La segunda mitad siguió los mismos derroteros que la primera, y el Málaga obtuvo el premio a la insistencia con el gol de Albentosa. Weligton puso un centro desde la izquierda que Albentosa remató en el segundo palo a bote pronto. De central a central y tablas en el marcador.

El gol malaguista anuló al Madrid en ataque a pesar de la salida de James y Lucas Vázquez, pero el Málaga, crecido sobre el tapete quería más y convirtió el encuentro en un partido de ida y vuelta en los minutos finales cuyo resultado podía haber sido diferente de no haber sido de la mano cambiada de Keylor al remate de Charles.

Reparto de puntos en la Rosaleda, y duro golpe para los jugadores blancos, que de esta forma dicen adiós casi por completo al titulo de liga otro año mas, la escasez de ideas y la falta de ritmo en la mayor parte del encuentro fue la puntilla que dejo a los blancos sin los tres puntos y lo que los aleja casi definitivamente de la pelea por el titulo. En lo que es otro duro golpe para los aficionados madridistas que tanta ilusión teníamos en poder volver a lograr nuevamente un titulo liguero.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar


El Mundo Madridista.com © 2013
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.