la crónica. getafe b 2-0 rm castilla. un castilla irreconocible

REAL MADRID CASTILLAEl RM Castilla ha perdido por dos goles a cero en su desplazamiento a Getafe. Victoria clara de los azulones, ante un Castilla desconocido.

Sin duda, debemos hablar del peor partido del RM Castilla en lo que va de temporada. No entendieron los nuestros el partido desde el primer momento, al punto de que el hasta ahora siempre seguro Carlos Abad cometió un gravísimo error, fruto de su falta de entendimiento con Fran, y con el viento ayudando, si bien este es un factor que debiera ser conocido por los protagonistas. El mismo dio paso al primer gol del Getafe B, que se veía muy pronto con ventaja en el marcador, lo que sin duda cambió el sino del encuentro. Era el minuto seis. 

Por si lo anterior no fue aviso suficiente, dos minutos después, en el ocho, Carlos Abad intentó un regate en el área a un contrario, que le quitó el balón. Con apuros, logró el tinerfeño enviar a córner. La descomposición del guardamente contagió a todo el equipo, que fue incapaz de trenzar jugadas capaces de llevar peligro a la portería contraria. Se empeñaron los nuestros en abandonar las bandas, y en querer entrar por el centro, donde se estorbaban unos a otros, y facilitaban la labor defensiva del Getafe.

Tampoco existía intensidad. Los balones divididos eran para el contrario, que presionaba siempre en superioridad. Mientras los nuestros se iban diluyendo, emergían los jugadores del Getafe. Su jugador número 6, Bispo, parecía Yaya Touré, y su número diez, Wanchope, se bastó para volver loca a toda la defensa madridista, donde únicamente Lienhart estuvo a la altura. Mal les ha sentado a Marcos Llorente y a Borja Mayoral su presencia en el primer equipo. No aportó la solidez esperada el primero, y falló lo que no se puede fallar el segundo en el minuto 47. Entró solo en el área getafense el parleño, y cuando ya cantábamos el gol, estrelló el disparo en el portero. Sin duda, era el momento que podía haber cambiando el devenir del encuentro. 

El segundo tiempo siguió siendo un quiero y no puedo del Castilla. El Getafe B recurrió al antifútbol, con continuas perdidas de tiempo y jugadores que se iban al suelo por un soplido. Nada reprochable por otro lado, pues cuando estás en el pozo de la clasificación de lo que se trata es de salir de la misma cuanto antes. Ante esa situación, seguían los nuestros sin entender de qué iba el partido. Empeñados en la conducción y el juego individual, pasando el balón siempre en desventaja, y dejando que los contrarios se anticipasen a sus acciones una y otra vez.

Igual que en otras ocasiones hemos loado los cambios de Zidane, hoy debemos decir que tardó demasiado en dar entrada a los extremos, Nárvaez y Lazo, que ya nada pudieron hacer para revertir la situación. El partido murió en el minuto noventa y cinco con la impresión de que hoy no marcaríamos, ni aunque nos hubieran concedido todo el tiempo del mundo. 

Buenas tardes a todos. HALA MADRID. 


Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar


El Mundo Madridista.com © 2013
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.